Loading

Reglas de Composición que debes conocer Parte 1

Reglas de Composición que debes conocer Parte 1
Califique este artículo

Todo se resume a una sencilla pregunta: ¿sabes cuál es la diferencia entre una buena y una mala fotografía? Lo que define todo, más allá del enfoque correcto, son las llamadas Reglas de Composición.

Por si no las conoces, te dejamos un breve resumen de cada una para que te sea mucho más sencillo lograr fotos excelentes.

 

¿Cuál es el centro de interés?

Cada fotografía debe tener un “protagonista”. ¿De qué es la foto? Si tu objetivo es captar a una pareja de novios, no tiene porqué resaltar el paisaje que está detrás de ellos; o si deseas captar a un ave, la flor en la cual está posado debe pasar a segundo plano.

Es importante que la persona que vea nuestra fotografía sea capaz de entender lo que deseamos mostrar con nuestra imagen. Esto es a lo que se le conoce como centro de interés.

¡Ojo! Esto no quiere decir que nuestro centro de interés debe estar en el centro de la imagen.

Tal vez sea este punto el más importante para lograr una buena composición. Así que, antes de disparar, decide cuál es el protagonista de tu imagen.

 

Fill the frame (Rellena el encuadre)

Si bien, parece una regla bastante obvia, es en la que solemos olvidar con mayor frecuencia. Una fotografía debe contar una historia y es por ello que deberá ser el centro de atención, por ello, debemos eliminar todos aquellos elementos que puedan distraer la atención.

El error más común es querer captar demasiadas cosas en una misma foto, ocasionando que sea difícil, para el espectador, entender lo que queremos mostrar. Recuerda “menos es más”.

 

Utiliza las líneas


En todas las artes visuales, las líneas son un elemento muy importante, ya que nos aportan formas y contornos. Gracias a ellas, dirigimos la mirada del espectador de una parte de la foto a otra.

Las líneas son un elemento de importancia vital en las artes visuales. Las líneas nos aportan formas y contornos. Con las líneas dirigimos la mirada del espectador de una parte de la foto a otra. Las líneas horizontales, verticales y diagonales aportan significados a cada una de las imágenes.


Go with the flow

Una vez trabajadas las líneas, debemos ir directo al flujo, esto se refiere al modo en que la mirada del espectador se desplaza de una parte de la fotografía a otra. El uso de las líneas puede ayudarte si son nítidas y claras.

La idea es que los ojos de quien observa la imagen pueda ser capaz de recorrer los elementos de una parte a otra de la fotografía. El flujo crea la sensación de movimiento. Se le llama dinámicas a aquellas líneas diagonales, mientras que a las líneas horizontales y verticales se le conocen como estáticas.

 


Juega con la dirección

La dirección es similar al flujo. También crea la ilusión de movimiento. Si hay algo en la fotografía que parezca estar en movimiento, tiene una dirección en la que se mueve.

Si bien son varias las reglas, son fáciles de aplicar. Lo principal es que los conozcas y recuerdes al momento de realizar una sesión, de esta manera, podremos ejecutarlos cada vez con mayor facilidad.